top of page

VOLVER AL ORIGEN

Estamos comenzando un nuevo año calendario y creo que la mayoría de nosotros por estas épocas hacemos una lista de propósitos y cambios que queremos alcanzar y también hacemos un repaso de lo que habíamos propuesto para el año que ha terminado. Y al hacer ese balance de pronto nos desilusionamos al darnos cuenta de que nos hemos quedado demasiado cortos en conseguir lo que deseábamos; nos frustramos, nos desanimamos y muchas veces nos damos por vencidos al comprobar que no solo fue este año que está terminando sino que es una constante en nuestra vida. Y es que nuestra situación no va a cambiar por el hecho de que un año termine y otro comience, si nuestra actitud no cambia y no decidimos hacer cosas diferentes, el resultado seguirá siendo el mismo.


También puedes leer: León o Cordero


Una clave -por así decirlo- para iniciar un cambio en nuestras vidas es hacer un recuento de todas las cosas que el Señor ha hecho. Lo que él ha hecho por ti, a través de tu familia, a través de la comunidad a la que perteneces, a través de desconocidos o incluso de eventos inusuales. Reconocer esto te reconfortará, te animará y te dará impulso para salir de la zona de comfort y hacer la diferencia.


Dios en su palabra nos promete que nunca nos abandonará, que si él está con nosotros quién podrá estar en contra nuestra, que sus planes y propósitos están por encima de los nuestros. Estas y muchas más promesas son para cada uno de nosotros, y son suficientes para encontrarle propósito a nuestras vidas y colocarnos por el camino correcto.


Debemos tener cuidado porque muy fácilmente nos salimos de la voluntad del Padre, los afanes del día a día nos consumen, nos alejan y menguan nuestra relación con él. Cada día la sociedad como tal está marchando en contra-via de los anhelos del corazón de nuestro Dios y Padre. Debemos hacer un stop y volver al origen tal cual como él lo diseñó y planeó.

Examina en qué cosas estás involucrado y deja que el Señor haga los cambios para que tu vida y la otros sea transformada.


“Que todo lo que soy alabe al Señor; con todo el corazón alabaré su santo nombre. Que todo lo que soy alabe al Señor; que nunca olvide todas las cosas buenas que hace por mí.”

‭‭Salmos‬ ‭103‬:‭1‬-‭2‬ ‭NTV‬‬


Escrito por Wilmer López basado en la prédica del día 31/12/2022

28 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo

Comments


bottom of page